El Bazo se abre en la boca, se manifiesta en los labios y controla la saliva


El bazo se abre en la boca y se manifiesta en los labios 

El proceso de masticación prepara los alimentos para que el Bazo pueda transformar y transportar sus esencias, y por ello la boca mantiene una relación funcional con el Bazo. Cuando el Qi de Bazo es normal, el sentido del gusto es bueno y la masticación se realiza correctamente.

Si el Qi de Bazo es anormal, puede haber una alteración del sentido del gusto, dificultad en la masticación y falta de apetito

En el capítulo 17 del Eje espiritual dice: 

«El Qi de Bazo conecta con la boca; si el Bazo está
sano, la boca puede saborear los cinco granos»

Los labios reflejan el estado del Bazo, sobre todo de la Sangre de Bazo, más que del Qi de Bazo. Cuando el Qi de Bazo y la Sangre de Bazo son fuertes, los labios se muestran rosados y húmedos. 

Si la Sangre de Bazo es insuficiente, los labios estarán pálidos; 
Si el Yin de Bazo es deficiente, los labios estarán secos. 
Si el Bazo tiene Calor, los labios tenderán a estar rojos y secos, y el paciente podría presentar un sabor dulce en la boca.

En el capítulo 10 de las Preguntas sencillas dice: 

«El Bazo controla los músculos y se manifiesta en los labios»

Controla la saliva

Dado que el Bazo controla la boca, controla también la secreción de saliva. 
La palabra «saliva» es una traducción de la palabra china xian, que se emplea para describir el fluido relacionado con el Bazo. 

Su función es humedecer la boca y ayudar a la digestión mezclando los alimentos con los fluidos, para facilitar el proceso digestivo (obviamente, los chinos de la antigüedad no conocían las enzimas digestivas presentes en la saliva).

La saliva se describe en los textos chinos como un fluido «claro y fino», en contraste con la saliva gruesa (de los Riñones), que es un fluido «turbio y grueso».